• 07 marzo 2016

    |

    Categoría : Reportaje

    |
    facebook twitter linkedin

    El Defensor del Pueblo español, un ejemplo para Turquía

    España cuenta con Defensor del Pueblo desde hace más de 30 años y, actualmente, gracias a uno de los proyectos de hermanamiento, (Twinning) financiado por la Comisión Europea y gestionado por la FIIAPP, la institución está transmitiendo su know-how al pueblo turco.

    imagen_blog
    Inauguración del proyecto en Turquía

    En Turquía viven casi 80 millones de personas y, hasta hace algo más de dos años, la población turca no tenía un lugar dónde dirigirse para sentirse protegidos y donde presentar quejas o estar representados en caso de producirse una violación de sus derechos básicos.

    Eso ha cambiado, porque desde hace casi tres años los ciudadanos disponen de una oficina del Defensor del Pueblo. Han contado con la experiencia de las instituciones del Defensor del Pueblo español y francés que, durante dos años, han trabajado con sus homólogos turcos con el objetivo de conseguir uno de los retos más importantes: modernizarse para dar un buen servicio a su ciudadanía.

    Actualmente el Defensor del Pueblo turco tiene un gran desafío y trata de convertirse en una figura respetada, eficaz e independiente. Para conseguirlo tiene que darse a conocer entre sus casi 80 millones de posibles clientes, para que sepan que hay un lugar al que pueden dirigirse si hay algo que no va bien; entre la Administración, ante la que tendrá que defender los intereses de la ciudadanía y, por supuesto, tiene que darse a conocer entre otros actores con los que tendrá que trabajar como ONGs y la Sociedad Civil.

    El personal de la oficina del Defensor del Pueblo turco ha aprendido cómo recibir y gestionar las quejas de los ciudadanos y, aunque todavía no es una institución muy conocida por la población turca, ya está recibiendo quejas del día a día por parte de la población. Las más habituales referentes a temas de colegios, impuestos…

    Victoria Palau, la coordinadora del proyecto en terreno, nos cuenta que han dedicado una “atención especial a los refugiados, y que Turquía cuenta con más de 2 millones de refugiados sirios. Por este motivo personal del Defensor del Pueblo turco ya han visitado campos de refugiados y están trabajando para mejorar la calidad de vida de estas personas”.

     

    Las opiniones y comentarios vertidos en este blog son sólo responsabilidad de su autor.